jueves, 4 de junio de 2009

Atrapada.



Atrapada entre burbujas de mar en calma,
entre raíces de mangles,
barrotes de sol, despojos del cosmos
entre los cristales de mi escaparate.

Como dulce agua de coco.
Como semillas de guayaba.

Atrapada en la fuerza de mis vivencias,
en sus debilidades,
como pelota playera guardada en el ático,

desinflada.

Atrapada en medio de mi campo
de pastos y abrojos,
con sus labios untados de los míos.

lpo.

2 comentarios:

  1. Tienes muchos poemas realmente hermosos. Este es uno de ellos.

    ResponderEliminar
  2. Gracias amiga...me alegro que te gusten....un abrazo desde la cercanía de la distancia.

    ResponderEliminar

El blog eliminó los dibujos, favor reestablecer